8 de enero de 2016

Verde que te quiero verde

(Foto: The Style Files)
  Ha llegado el momento de quitar toda la decoración navideña de casa. Las luces, las guirnaldas, las figuritas… el árbol de navidad.

Es una lástima. Ya nos habíamos acostumbrado a ese toque de verde y de vitalidad que aporta una planta a nuestro hogar.

¿Y si lo desnudamos de su vestimenta festiva y nos lo quedamos todo el año? A lo mejor es demasiado. Tal vez sea mejor devolver nuestro abeto alto y fornido a su ámbito natural. Pero para no dejar nuestra casa tan vacía…
¡Podemos cambiarlo por otra planta! Sí, eso es una idea genial.

Las plantas son la parte más viva de la decoración de interiores. Seres perfectos para embellecer y hacer más acogedores nuestros espacios vitales. Si las cuidas seguro que ellas también se ocuparan de cuidar tu casa.

Con la ayuda de la floristería “Flor de Lis”, vecinos nuestros, nos hemos atrevido a hacer una pequeña guía para mostraros cual podría ser la tendencia botánica más acertada para los rincones de vuestro hogar.

Así, si os gusta alguna planta en particular, sabréis qué buscar. Considerarlo nuestro regalo de reyes. 


(Foto: The Style Files)


Una gran, majestuosa y salvaje planta, bien complementada con pieles, además del centro de mesa perfecto, es una elección muy acertada para romper con el minimalismo decorativo de este comedor.

Strelitzia Nicolai – Bird of paradaise

No es muy común y puede llegar a convertirse en un árbol gigante.


(Foto: Detalhes do Ceu)


Sí, ¿por qué no? ¿Por qué no convertir nuestra sala de estar en una selva?

En la maceta grande :Strelitzia Nicolai
La planta pequeña que sale como una fuente de agua de la maceta grande: Tradescantia
La maceta pequeña al lado, en el suelo: Aralia Japonica
Encima del radiador a la izquierda: AeoniumPurpurascens
Al lado de él, en la maceta verde: Spathiphyllum

Colgado del techo, combinación de dos: Sedum Burrito cae por la derecha, Rhipsalis a la izquierda


(Foto: JT Design)


Combinemos plantas igual que combinamos muebles. Juguemos con los objetos que les acompañan. Si os gustan estas botellas marrones, por ejemplo,en nuestra tienda online podéis encontrar algunas muy parecidas.

Encima del mueble, en el centro, hojas rectas y largas: Sansevieria Laurentii, también conocida como “La espada de San Jorge”.
Arriba, encima de la chimenea: Chlorophytum Comosum Vittatum
Abajo, en el suelo podemos ver, de izquierda a derecha: Ficus, Aloe Vera y Zamioculcas Zamiifolia, una mala hierba africana.


(Foto: Detalhes do Ceu)


La planta grande: Euphorbia Candelabrum, que parece ser un primo lejano del Euphorbia Pulcherrima, más conocida como Planta de Navidad o Poinsettia.
Encima de la chimenea, una Orquidea: Cymbidium


(Foto: Detalhes do Ceu)


Si te horroriza el vacío, llénalo de plantitas.

Planta alta en maceta esférica negra: Begonia Tamaya, la planta de la suerte.
En la maceta blanca: Chlorophytum Comosum Vittatum
Planta con hojas pequeñas: Soleirolia Soleirolii, planta tapizante que en inglés se conocen también como lágrimas de ángel o lágrimas de bebé.


(Foto: Detalhes do Ceu)


A la izquierda, encima de la mesita, en la maceta blanca: Beaucarnea Recurvata / Nolina Recurvata. En inglés le llaman también pata de elefante.
La planta grande a su lado: Ficus Lyrata. Sin duda una de mis favoritas, por eso vuelve a aparecer en las próximas fotos.
Encima del radiador: Epipremnum Pinnatum Variegatum
Encima de la cómoda a la izquierda: Dieffenbachia Camille


(Foto: Milk Decoration)


A veces una planta de gran presencia puede ser como tener una obra de arte expuesta en nuestro salón.
Ficus Lyrata


(Foto: My Scandinavian Home)


Para los rincones es ideal.
Ficus Lyrata


(Foto: Alis)

Y para los que siempre se olvidan de regar sus plantas, os queda la opción de poner alguna Tillandsia en un recipiente de cristal, como este que tenemos en la tienda y en la tienda online.


Así que sí buscáis plantas ecológicas, de cercanía y de calidad pasad por:
“Flor de Lis”
Calle Cigne 15, Barcelona
932182377
Florista@telefonica.net

Y de paso…¡venid a saludarnos!


No hay comentarios:

Publicar un comentario